Blog Preuniversitario y puntajes PSU | PDV

Todo lo que necesitas saber

  • Septiembre 27, 2017

¿Qué hacer tras la PSU? Los factores para identificar nuestra vocación

¿Qué hacer tras la PSU? Los factores para identificar nuestra vocación

No dejamos ningún detalle al azar en nuestra preparación para la PSU. Tenemos una estrategia de estudio, identificamos nuestras asignaturas fuertes y contamos con el apoyo de un preuniversitario para reforzar las materias.

Entre ejercicios, ensayos, técnicas de aprendizaje, NEM y clases, aparece un elemento que define el futuro de todo estudiante: la vocación. Preguntas como “¿qué vas a estudiar?” o “¿por qué quieres esa carrera?” demuestran su importancia.

Junto a la PSU un estudiante considera diversos factores pensando en el futuro. La familia es importante, en especial si es primera generación en la universidad. Luego está la información que obtenga de las carreras de su interés y las instituciones que las imparten.

Así como muchos esperan hasta cuarto medio para matricularse en un preuniversitario, hay diversos momentos para decidir la carrera o vocación profesional. Lo importante es contar siempre con toda la información posible.

Encontrar la vocación profesional en el liceo

Enfrentarse a la PSU teniendo clara la carrera a estudiar es un gran paso, aunque en oportunidades no es la norma. Además del círculo familiar, el entorno cercano e incluso el colegio pueden intentar influir en la decisión.

Identificar cuál es nuestra vocación profesional implica analizar múltiples elementos. Lograr determinarla influirá en aspectos tan importantes como las pruebas electivas que se deberán rendir en el marco de la PSU 2017.

La decisión no se basa únicamente en función de las asignaturas con las mejores notas. Tampoco las más entretenidas son parámetros exclusivos. La proyección profesional, empleabilidad y nivel de vida que se busque lograr son factores a considerar.

¿Queremos una carrera profesional que permita viajar? ¿Nos gusta el trabajo de escritorio? Aquellas son parte de las preguntas que podemos usar como referencia. La orientación que se entrega en el liceo es importante para resolver estas interrogantes.

Aunque existen herramientas que permiten obtener ciertas respuestas, conocidos como los test de habilidades y los de intereses, no pueden ser el único dato a considerar. Definir la vocación profesional solo con este resultado dejaría afuera otras variables.

Otra opción compatibilizar los diversos intereses con la elección de una carrera, de forma complementaria a esta, con talleres y actividades de otra área que permiten un desarrollo en más de un área.

¿Qué hacer con la vocación si ya rendí la PSU?

Un buen puntaje en la PSU es la meta de todo estudiante tras prepararse, incluso, desde primero medio. Lograr el resultado deseado permite llegar a la carrera y universidad deseadas pero, ¿qué pasa si incluso después de la prueba no sé qué estudiar?.

Si ya estamos matriculados en la universidad, las estadísticas aseguran que durante los dos primeros años y al finalizar las carreras se registran altas tasas de crisis vocacionales.

En esos casos, las recomendaciones son diversas. Lo primero es recordar que la vocación profesional no se puede definir en períodos cortos de tiempo. Junto a ello, el puntaje de la PSU tampoco debe ser el único factor a considerar.

Un año sabático permite acercarnos al mercado del trabajo. Ingresar al campo laboral es una buena forma de responder las dudas vocacionales.

Por último, ya sea mientras cursamos programas de bachillerato o asistimos a un preuniversitario, siempre es opción recurrir al área de orientación, como el que tiene el Preu Pedro de Valdivia y su departamento Orientachile.

Si aún tienes dudas para preparar la PSU o subir tus notas del colegio desde primero medio, puedes consultar por nuestros programas, orientación vocacional y nuestro modelo Preu PDV 360°.

Comentarios cerrados.